¿De qué hablamos cuando hablamos de lo público?


No deja de sorprenderme cómo las noticias que se refieren a la gestión de lo público vienen carentes de referencias que permitan entender de qué estamos hablando.

Traigo un ejemplo de hoy, una “noticia” de la edición digital de Cinco Días: “A cada trabajador de las oficinas públicas de empleo ‘le corresponden’ unos 380 parados”. En el texto nos ofrecen algunos datos más: en Alemania son 37 los parados por funcionario y en Francia unos 105. Claro que la cifra de funcionarios total es diferente: 11.000 en España, 75.000 en Alemania y 40.000 en Francia. Con la calculadora, podemos saber que hablamos de 4.200.000 parados en Francia, de 4.191.000 en España y de 2.325.000 en Alemania (más o menos y siempre con los propios datos del artículo).

Se afirma en el artículo que  el mal funcionamiento de estos servicios públicos de empleo (antiguo Inem) es “el mayor déficit” del mercado laboral español y que el ministro lo atribuyó exclusivamente a la escasez de recursos humanos en sus plantillas.

Una  reflexión acerca de la “noticia”. Al afirmar que el servicio público de empleo español funciona mal y ofrecer como único dato de contraste los ratios de los sistemas francés y alemán, hay que inferir, en buena lógica, que éstos son mejores y aceptar que el alemán es el mejor de los dos, ya que ofrece el mejor resultado.

Entonces (sigo el hilo de la argumentación del artículo), si lo decisivo para resolver “el mayor déficit del mercado de trabajo español” es la relación parados/funcionarios, es fácil solucionarlo: para ser como los alemanes y tener un ratio de 31 solo necesitamos 135.000 funcionarios, con lo que contratando 124.000 más asunto arreglado. No sé si reír o llorar: Ya estamos en el máximo estándar de calidad europeo 🙂

Imagino que les parecerá, como a mi, un rotundo despropósito. Ya, ya sé que he llevado la argumentación al absurdo, pero es que quería mostrar la frivolidad con que se tratan las políticas públicas.

En realidad, la relación que se ofrece entre el número de parados y el número de funcionarios NO SIGNIFICA NADA si no se ofrece una explicación de cuál es el modelo de gestión y sobre todo de qué se espera de los servicios públicos de empleo y cuál es su papel en la política pública de empleo (Nota: no esperen encontrar nada de esto en el artículo que comentamos).

No quiero cerrar este artículo sin una gota de humor negro: con los datos facilitados, el sistema español es el más eficiente, ya que gestiona con unos costes de personal reducidísimos: 12 veces menos que los alemanes y casi 3 veces menos que los franceses.

Anuncios

Un pensamiento en “¿De qué hablamos cuando hablamos de lo público?

  1. Fuencisla Gaitero Suárez

    Ya lo decíamos ayer o antes-antes de ayer, ¿no dependerá ese ratio del número de parados?. Puede ser que el Servicio Público de Empleo trabaje mal lo cual pongo en duda porque he recibido en su momento sus servicios y son intachables e inmejorables…..¿pero esa disfunción se debe al número de funcionarios por cada parado o quizá se debe a una falta de modelo de gestión adecuado que responda a las necesidades reales de formación y de recolocación así como también a un mercado de trabajo que hay que “retocar”??

    Me gusta

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s